lunes, 7 de junio de 2010

Sirenas:



En las numerosas historias que se cuentan de ellas, las sirenas adivinan el futuro, a veces coaccionadas; otorgan poderes sobrenaturales a las personas, o se enamoran de hombres a quienes atraen por su belleza y sus canciones, seduciendo a sus amantes mortales a seguirlas bajo el agua.

Las sirenas detentaban una voz de inmensa dulzura y musicalidad y se prodigaban en cantos cada vez que un barco se les acercaba, por lo que los marineros, encantados por sus sonidos, cuando no podían huir de ellas se arrojaban al mar para oírlas mejor pereciendo irremediablemente. Sin embargo, si un hombre era capaz de oírlas sin sentirse atraído por ellas una de las sirenas debería morir.
Tanto la idea de un amor ideal pero fatal, como de la de una belleza femenina inalcanzable forman parte inherente de su leyenda, y a este respecto existen paralelismos entre las historias que se cuentas de ellas y las que aparecen en la mitología clásica.

Debajo de los ríos y los mares hay inmensas ciudades y reinos de ninfas y duendes del agua, pero principalmente se dividen en dos grupos: las Ondinas y las Nereidas.

Las Ondinas o hadas de los ríos son de una gran belleza y así como Ondinas se les denomina a las criaturas femeninas, el término masculino es Wallanos . Aman y gobiernan el agua y se encuentran en sus profundidades, dirigiendo grupos de Minutes , que trabajan continuamente, girando el agua por su cauce natural y hasta su salida al mar.

Sirenas

Minotauro:




En la mitología griega se conoce al Minotauro como un animal monstruoso, mitad hombre y mitad toro. Minotauro recibe también el nombre de Asterio o Asterión, que recuerda al predecesor de Minos en el trono de Creta. Generalmente, se considera al Minotauro como hijo de Pasifae, la esposa del rey cretense Minos. Pasifae engendró al Minotauro en unión con un toro que Poseidón había enviado a su esposo Minos. El mito del Minotauro se relaciona, de esta manera, con el de Minos y representa, en la memoria griega, el recuerdo de la civilización minoica de la isla de Creta.

La leyenda del Minotauro participa también del mito de Dédalo, el ingenioso arquitecto de la mitología griega. Según la leyenda, Minos mandó construir un palacio laberíntico al arquitecto para recluir en él al indeseable hijo de su esposa.

Por último, la muerte del Minotauro vincula el mito con el ciclo de Teseo, el héroe del Ática por antonomasia.

Minotauros

miércoles, 2 de junio de 2010

Mitologia Griega

video

aqui les dejo diferentes imagenes de animales de la mitologia griega y unos cuantos enlaces:


Mitologia Griega

Mas Mitologia Griega

Espero q les GUSTE

Unicornio:



Su verdadero origen yace en la hondura del Tiempo, en ese Principio sin principio cuando todo era desierto y vacío, oscuridad y niebla. Entonces decidió el Santo Único apartar la oscuridad de la luz. Así se estableció concordia y equilibrio, con la tiniebla expulsada al límite exterior y la Morada de la Luz en el mismo centro de todo.

Pero lo oscuro, apenas situado y librado a sí mismo, adquirió peso más allá de toda ponderación, se introdujo en las cosas y las empezó a arrastrar hacia sí conforme a sus inclinaciones.

El equilibrio empezó a temblar, por lo tanto, y de ese temblor emergió una resonancia, un sonido atemorizador que circuló por el vasto vació como canto poderoso. El Santo Único modulaba ese sonido para convertirlo en un acorde de gran dulzura, y le infundía inteligencia para que pudiera convertirse en espíritu de armonía y en conductor de todos los rincones del vacío. Éste, el poderoso espíritu llamado Galgallim , giró y giro a través de inumeradas edades, siempre en espiral en torno a la luz central. Y aunque algunas cosas continuaban cayendo en lo oscuro, Galgallim guiaba a otras por un sendero menos definido a las riberas de la Luz. De este modo el equilibrio seguía manteniéndose.
Entonces el Santo Único quiso contar con un panel donde desplegar su gran arte; ente la ribera de la Luz y las murallas de lo oscuro dejó colgar a la Tierra en equilibrio. Encendió sus montañas desnudas y en ellas esparció brillantes gemas que aún reflejan esas llamas.

Entonces, el Santo Único habló al espíritu conductor, a Galgallim, diciendo: Te he hecho a partir de los ocultos golfos, libre y con forma ilimitada. ¿Aceptarás una forma en la Tierra y así prestar un servicio aún mayor? .

Y mientras la pregunta aún se formulaba, así era acordado.

Llegó envuelto en una nube, impulsado por un blanco torbellino. Descendió con suavidad desde los cielos a los campos infantiles de la Tierra, aún antes que sus fuegos iniciales se hubieran extinguido. Posee entonces el Unicornio el brillo de la Luz, y puede apartar de sí toda oscuridad, toda tiniebla. Se lo llamó Asallam , el primer Unicornio de los nacidos, criatura de conformación temible y para contemplar hermosa, dotado de un cuerno de luz en espiral, señal de Galgallim, el guía.


Unicornio

martes, 1 de junio de 2010

Medusa:



En la mitología griega, la hija monstruosa de Forcis, dios del mar, y de Ceto, su esposa. Era una criatura terrorífica, cubierta de escamas doradas y con serpientes en lugar de cabellos. Tenían un rostro redondo y horrible; la nariz, aplastada; dientes como colmillos y siempre llevaba la lengua fuera. Vivía en lo más lejano del océano occidental, temida por las gentes, ya que volvía de piedra a todo el que las miraban. Dos de las górgonas (hermanas de medusa), Esteno y Euríale, eran inmortales, mientras que Medusa era mortal. El héroe Perseo, joven galante pero insensato, se ofreció a matarla y volver con su cabeza, lo que hizo con la ayuda de Hermes y Atenea. De la sangre de Medusa surgió Pegaso, el caballo alado engendrado por Poseidón; y Crisor, un gigante.


Medusas

Centauro:



Son los seres fabulosos mejor descritos y conocidos, pues por su naturaleza mixta podían alternar y conversar con los hombres.

Tenían cuerpo de caballo y busto de hombre. Habitaban las regiones montañosas de Tesalía y Arcadia. Su origen es distinto según las versiones. En una son hijos del Sol y una Oceánida. En otra de Apolo y Hebe.

Píndaro les supone descendientes de Ixion y de la nube Nefela. Ixion y Nefela tuvieron un hijo que se llamó Centauro o cazador de toros; este Centauro se unió con las yeguas del valle de Pelión, en Tesalía, y así dio origen al pueblo de monstruos medio hombres y medios caballos.

El más famoso y sabio de todos los centauros fue Quirón, educador y maestro de muchos héroes y semidioses, entre ellos Aquiles, al que alimentó con médula de osos y sangre de leones.

Quirón era hijo de Cronos (Saturno) y era inmortal, pero Hércules en su lucha contra los centauros le hirió con una flecha envenenada con sangre de la Hidra de Lerna, y Quirón, después de nueve días de sufrimiento, pidió a los dioses que le dejaran morir. Cedió su inmortalidad a Prometeo que se hizo así inmortal en vez del centauro. Zeus, compadecido de Quirón, le trasladó al cielo, donde se convirtió en la constelación de Sagitario.


Centauros